CATORCE de julio

Vuelve CATORCE, después de meses sin salir. Es un CATORCE lleno de retomar rutinas, de hacer cosas que nos apetecen como ir a la biblioteca o sentarse en la terraza, de reuniones que no pueden grabarse pero a las que vamos con los dedos cruzados. ¡De helados caseros hechos para toda la manada! Si, en este vídeo podrán ver cómo quedaron los polos que hicimos y con qué gusto se los han comido.

Música: The best summer of my life | Sebastian Robles


 

Cada 14 de mes la cámara estará encendida para grabar cómo transcurre ese día en nuestras vidas. Detrás del aparente voyeurismo, se esconde un experimento: demostrar que ninguna vida es perfecta, que somos más normales de lo que puede parecer.

No todos los días son increíbles, ni los desayunos maravillosos, ni tenemos el mejor look, e incluso puede que sea rutinario y aburrido… Pero siempre hay pequeñas cosas. Como dice Mario Benedetti “Todo el mundo quiere vivir en la cima de la montaña, sin saber que la verdadera felicidad está en la forma de subir la escarpada”

 

9 comments

  1. Espiadimonis says:

    ¡Viva los 14! ¡Los echaba de menos!
    A Akra como te le acerques con la manguera le cogen súper poderes y podría incluso trepar a los árboles si quisiera.. jajaja Pobreta, le tiene miedico.. icluso cuando le hago con el Fli-fli para refrescarla..

  2. mayninetes says:

    Tiby!!!!! Me encanta volver a ver 14….oye…la biblioteca es chulisima y yo sigo el mismometodo para detectar librod molones!!!!
    A vilma no se pq pero los helados de hielo no le gustan nada….los q son tipo nata si, pero claro.. Esos de perrunos tienen poco!!!!
    Jajajja me como a tus peludines comiendo y refrescandose con la manguera!!! Vilma le tiene miedo al aagua en manguera o a slpicones….es mas bobaaaa;)

    • Tiby says:

      Ay y a mi me encanta retomar mis CATORCE. Creo que es una de mis secciones favoritas.
      Viste que bella es mi biblioteca, es uno de mis lugares preferidos de todo guada, es como un oasis.
      Tienes que intentar hacerle uno con yogurt y plátano, la textura es muy cremosa así que quizás le gusta,.. lo bueno es que si no se los come ella, te los puedes comer tú, que esa mezcla es divina (Para ti con un poco de canela… mmmmmm)
      Que loquita Vilma, con lo que le gusta darse sus chapuzones en el agua … mira tú, jamás me lo imaginaría.
      Un besote para las dos

  3. Esther says:

    Ya te he dicho alguna vez las ganas que tenía de que volviera catorce :) Me encanta que te hayas puesto tan al día con el blog y las cosas que voy viendo, me estás haciendo la mañana más llevadera hoy.
    Enamorada de la biblioteca de Guadalajara, si tuviera una así cerca querría pasar horas en ella. Y si te tuviera cerca a ti, te pedía uno de esos olos perrunos/humanos, que con el calor que hace, bien apetecen.
    Besos mil.

    • Tiby says:

      Ay yo de que volvieran, la verdad es que Catorce es uno de los proyectos que más me gustan. Me imagino de vieja sentada ante un ordenador antiguo, enseñandole a mis nietos o sobrinos, lo que hacíamos. O sentada con Gian recordando nuestros viejos proyectos…
      Y mi biblioteca es la más bonita del mundo. Es como un tesoro escondido, jamás te imaginas que adentro pueda existir un sitio con esa luz tan bonita.
      Un besote gigante.

      :)

Deja un comentario