Una artista en casa

Salir y volver a casa dejando a dos gordos durmiendo suele dejarme bastante tranquila. Sobre todo en esta época, en la que el frío los hace hibernar. (En primavera es otra cosa click aquí)

Pero, siempre hay la posibilidad de encontrar alguna sorpresa: alguien durmiendo sobre el sofá, una reorganización de la basura… o una escultura inexplicable en la mitad de la sala

Infraganti

Obra: La infamia de la grama transgresora. Artista: Bella. Propuesta de escultura para la sala

 

Como verán… casi siempre la autora es la misma. Ian es un santo.

Deja un comentario